La increíble transformación de Bella Thorne

Bella Thorne inició su carrera de una forma relativamente usual o conocida para los niños actores, en un programa infantil y de la mano de Disney, Shake it up, que se transmitió de 2010 a 2013 y trataba de dos amigas que participan en un programa de televisión de baile.



Antes de este proyecto Bella ya había hecho varias cosas frente a las cámaras, como participar en las series My won worst enemy o Big Love.



Pero fue Shake it up y Disney los que la posicionaron como una cara conocida, en especial entre el público juvenil.



Tras este proyecto Bella se fue creando un camino propio, con películas como Luna de miel en familia, Alexander y un día terrible, horrible, malo... ¡muy malo! o The Duff, con papeles que comenzaban a distanciarse de esa imagen, digamos ‘inocente’ que traía gracias al programa Disney que hizo.



La idea era sencilla, su CeCe de Shake it up era un personaje, como muchos otros que ha interpretado en pantalla. Pero mientras algunas chicas salidas de esta casa productora se apegan más a esos valores e imagen conforme crecen, véase por ejemplo Hilary Duff o Zendaya, Bella se fue, como Miley Cyrus digamos, por el contraste opuesto para sacudirse esa imagen.



The Babysitter o Amityville: el despertar, por ejemplo, no podían haberle traído papeles más distintos a lo hecho con anterioridad en pantalla.



Aunque eso sí, fue la imagen pública de Bella y su apertura a ser directa y honesta con sus seguidores lo que dejó claro que esta chica es libre a su propia manera.





Imágenes provocativas, comentarios controversiales y una forma sin tapujos para decir las cosas hizo que algunos alabaran a la actriz, mientras otros la criticaran. Ejemplo: como cuando en 2016 se declaró públicamente bisexual.





Esta chica de 21 años, no obstante, se ha sabido abrir camino en el medio y de una forma formidable y admirable.

Tags: Bella Thorne


Más de Ay Ojón


Te puede interesar