De aves de presa... a sirenas de rapiña

DC comics, siempre tratando de “experimentar” durante los 90 con cambios drásticos en sus personajes, alineaciones de equipos o bien, algo que de un paso a algo nuevo, le dio la oportunidad a un nuevo titulo enfocado en traer nuevamente a Barbara Gordon de lleno a la acción, aunque no como Batichica, esto debido a su parálisis a manos del Joker y usar más a Canario Negro como un personaje independiente de la Liga de la Justicia o de sus colaboraciones con Flecha Verde, quien estaba muerto por aquellos días, el experimento en un One shot a cargo del escritor Chuck Dixon nos dio al dúo, Aves de Presa y vaya que lo hizo muy bien en el inicio.



La canaria y la Murciélago.



La premisa sencilla pero eficaz, Barbara Gordon, ahora paralizada de sus piernas y dejando atrás su vida como aventurera enmascarada, continúo combatiendo al crimen de una manera diferente pero altamente productiva, como el hacker Oráculo y la cual se encargaba de coordinar tanto a la policía de ciudad Gótica como a varios héroes, se alió a Dinah Lance, Canario negro, para hacerse cargo de crímenes mas a nivel urbano, civil y callejero, esto por lo mismo de que varios héroes de mayor peso siempre estaban ocupado con problemas mas pesados como combatir amenazas de otros mundo, lideres terroristas o super criminales enloquecidos. La historia función tan bien, que la misma DC encargo una serie regular, la cual tuvo altibajos en la calidad de los guiones, pero se mantenía constante en ventas. A la salida del escritor original, la serie fue entregada a la escritora Gail Simone, quien añadiera al equipo a La Cazadora, quizás por mucho, el personaje más emblemático del equipo y que le diera el empuje definitivo para alcanzar la popularidad necesaria a la revista. Gail mantuvo la constante de que solo podían ser miembros femeninos en el equipo, aun cuando hubiera colaboración de héroes, su idea de fomentar la imagen de heroínas sin grandes poderes que pudieran hacerse cargo de la justicia por sí solas. O al menos hasta la llegada de Ed Benes.


ESTIGMA Y DECLIVE.


Mientras los guiones eran muy buenos, el arte de cada arco argumental variaba mucho debido a una política interna de DC de rotar a dibujantes en títulos que no son considerados como “principales”. El comic alcanzaría su punto máximo de ventas y popularidad con el dibujante Ed Benes a la cabeza. Mas no por las razones que habían hecho popular al comic. Ed Benes era y sigue siendo popular por hacer un trabajo muy detallado de la anatomía femenina en las heroínas y villanas por igual, así como rediseñar uniformes, aun muchas veces con detalles mínimos pero claros, que resaltaran los atributos de un personaje femenino. Este estilo característico de él no se quedaría fuera de AVES DE PRESA y su arte, sexualizo demasiado a las protagonistas, incluida a la misma Barbara Gordon, personaje que pese a estar siempre en silla de ruedas, Benes se las ingeniaba para dibujarla en situaciones con un erotismo velado, y que decir de las protagonistas de acción, las cuales, si de por si usaban uniformes sugerentes, con Benes ya parecía un modelaje para romper caras de criminales. Este estilo ayudaba en ventas, pero atrajo ciertas criticas poco a poco por estigmatizar a las heroínas de “Justicieras” a “exhibicionistas violentas”. Poco después de la salida de Gail Simone, el titulo se fue a la cancelación.

UN SEGUNDO AIRE Y UNA CAIDA MUCHO PEOR.


Sin embargo, los personajes ya se habían anclado en el corazón de muchos lectores y la misma DC estaba segura que las chicas tenían mucho que contar aun, lanzando una nueva serie para el relanzamiento de NEW 52 con la que además, incluían a la villana Hiedra Venenosa como personaje recurrente del equipo, comenzando a enfocarse en tomar a mas heroínas que no estuvieran a tiempo completo con otros equipos y a su vez, tratar de “reformar” a villanas que pudieran hacer mas bien que mal. Este nuevo intento funciono bastante bien, aunque ya sin recurrir tanto a guiones feministas o arte que se enfocara en las curvas de las heroínas. Pero las cosas no funcionaron del todo bien cuando DC anuncio REBIRTH y relanzaría nuevamente todos sus títulos con esa etiqueta, pasando el titulo a llamarse BATICHICA Y LAS AVES DE PRESA, enfocando que ahora Barbara Gordon, curada de su parálisis y nuevamente como una justiciera enmascarada, seria el personaje principal y constante del titulo y todas las demás que han sido miembros a lo largo de su historia, serian parte del equipo según la historia lo requeriría. Poco a poco, DC fue cediendo a la presión de muchos grupos de activistas sociales, así como lectoras que querían al equipo en un estándar más alto, incluso mayor al de la Liga de la Justicia, aun cuando esto no daba para más, además de asociarlo con otro equipo de féminas en la compañía, Las Sirenas, formado por Harley Quinn, Hiedra Venenosa y Gatubela. Las cosas poco a poco han ido menguando para mal en ventas, ya que el comic está llenándose de un aire de “agenda políticamente correcta” algo que ha alejado a muchos fanáticos. Los Editores lo negaron en un inicio, pero el inminente estreno de la nueva cinta ha confirmado el enojo de los fanáticos, de ambos sexos.

Una Voz de justicia o propaganda de inclusión.


El filme a estrenarse de DC, AVES DE PRESA (La emancipación de Harley Quinn) fue anunciada con el concepto principal del comic de reunir un grupo de heroínas, pero estaría sumamente aderezado con el de Sirenas. Muchos saltaron de gusto y emoción, al menos hasta las primeras pruebas del filme en salas privadas, esto por que la directora Cathy Yan, decidió hacer cambios masivos y mas acorde a la era moderna del feminismo y la inclusión en los comics. Alterando por completo a villanos como Black Mask y Zsasz, cambiando mucho a Cazadora y canaria, para enfocar lo mayor posible del filme a Harley Quinn. Los primeros reportes han apuntado que la película acaba por completo con el espíritu del comic escrito por Chuck Dixon y corrompe lo que Gail Simone construyo. Resta esperar al estreno, pero sea como sea, la voz de este grupo particular de super heroínas se alzo lo suficiente en un mundo de héroes y villanos, para que todos volteáramos a verlas y respetarlas como se debe.

Tags: Geek sección aves cómic