Batman: Días fríos; la frustración del 'murciélago'

DC Comics está consiente que Batman ha tenido una temporada de aniversario llena de altibajos muy incongruentes como impecables, pero los fanáticos están aún más consientes de esto. Entre sagas de relleno, eventos masivos, historias alternativas fuera de continuidad y todo lo relacionado a cerrar ciclos y abrir nuevos, hubo uno en particular que debió ser un “algo y un después” en la larga vida del mejor detective del mundo, un hecho que haría que todos hablaran por semanas, meses y años de ello y que se robara la atención de propios y extraños, por supuesto hablamos de la Boda con Catwoman, cosa que al final no sucedió y no, no tacaremos ese tema tan desastroso aún, sino de las consecuencias argumentales e inevitables tras lo que no fue, pero que alboroto a cada seguidor del murciélago. No queda otra que decir, la vida sigue sin importar cuan fríos sean los días.



Si Bruce Wayne tiene un mal Día, Batman se desquita cometiendo errores



Entre frustraciones, tristeza y lo más importante aún, desconcertado por los sucesos que terminaron con lo que debió de ser el mejor día de su miserable vida como millonario solitario que llora por amor, Bruce Wayne saca la tensión de su vida regular de la única manera que conoce y de la que promete no volver alejarse, vivir bajo el manto de Batman, aún cuando esto es lo que le ha traído la mayoría de sus problemas en general y de lo que ya está dudando, que sea la mejor salida. Y tras una noche de apalear criminales, investiga sobre un homicidio que tiene un tanto desconcertado a la policía, además de que muchas pruebas y evidencias señalan a un viejo enemigo del Murciélago, el Señor Frío.



Por desgracia para este último, Batman está decidido a sacar toda la furia que Bruce Wayne tiene guardada, y saca la confesión a Frío de la peor manera posible, rompiéndole la cara a golpes. La cosa se complica cuando tras el arresto de Frío, Bruce Wayne es llamado a la corte de justicia de ciudad Gótica para servir como jurado, precisamente en el caso contra el Señor Frío. Cosa que lo obligara a hacer a un lado el traje del murciélago, lo último que necesitaba. Pero complicando su situación, Bruce Wayne ya como jurado y con la evidencia puesta a su disposición mediante el juicio de Frío, con sus dotes de “el mejor detective del mundo” cae en cuenta que Frío es inocente y que la confesión que le saco a golpes, fue justo por temor al mismo Batman. Comprendiendo que por mucho que le duela, todo fue un error cometido por su ceguera de ira y enojo. Lo que obliga a su hijo adoptivo y primer Robin, Dick Grayson a usar la identidad de Batman para dar con el verdadero asesino y cubrirlo mientras Bruce esta indispuesto.



Mantener la cabeza fría



Días Fríos promete ser una saga “puente”, pero bien hecha. La historia ocurre después de que tanto, Bruce Wayne y Selina Kyle, decidieran que lo mejor era no casarse y que por mucho que se amen, su destino no es estar juntos. Esto sigue siendo un tema muy debatible entre los fanáticos y los colaboradores de DC, pues la Boda se anuncio como el más grande evento del Murciélago durante el marco de sus 80 años y al final, no paso nada. Por lo que, en la serie regular, el escritor Tom King debía recoger su propio desastre, pero más importante aún, mantener felices a los lectores que siguen a Batman de toda la vida y evitar la caída de ventas que dejo la fallida saga previa. Cosa que ha conseguido a medias, pues la historia pese a tener una premisa interesante, aun no supera el tropiezo. Un punto muy a favor, es ver nuevamente a Nightwing siendo Batman, algo que muchos fanáticos del personaje y primer Robin, siempre terminan apreciando, razón que hace sugerir el por que el escritor recurrió a este recurso. Días Fríos actualmente está en español en un sólo tomo y que esperamos, sea sólo el inicio de una recuperación argumental en la larga historia del personaje.




Tags: geek cómics batman días fríos DC Comics friki señor frío