REVELACIONES: La verdad no peca, pero incomoda

El terrero independiente en los comics, siempre ha sido una fuente inagotable de imaginación y libertad creativa que, rara vez o casi nunca, podríamos leer en un comic de una editorial grande y establecida, sea Marvel comics o DC, las cuales le deben cuentas a lideres empresariales mucho más grandes y serios. El Indie por su lado, aunque de menor proyección y en recursos más limitados, logra sobreponerse a esos detalles, al compensar a los lectores con una historieta mucho mejor trabajada en argumento y arte. Claro que no todas logran llegar a sobresalir, pues muchas veces terminan ahogándose en el propio ego y mal actuar de sus creadores, pero las excepciones siempre valen la pena, en especial cuando se trata de un comic controversial, trasgresor, sucio y que no muchos esperaban un resultado tan agitador. Un tema delicado, la iglesia y su poder lleno de corrupción, es algo que simplemente no parece tener fin y que igualmente, habrá lugar para este asunto hasta en los comics, tal como lo fue el titulo REVELACIONES.



Un homicidio, que no es lo que parece



En el vaticano, justo a las vísperas del humo blanco, lo que indica que habrá un nuevo Papa para dirigir la iglesia católica, se encuentra en una situación delicada, ya que ha habido rumores de problemas internos entre algunos miembros de los obispos y cardinales principales, pero justo cuando parecía llegarse a un acuerdo, un asesinato le da la vuelta a todo el asunto. Y lo delicado del asunto, es que justamente la victima de homicidio es el cardenal Will Richelieu, el candidato para ser el sustituto de Pedro en la iglesia católica. Al saber que el asunto puede salirse de control, se solicita al gobierno Ingles que acuda a esclarecer el asunto, esto por temor a que las propias autoridades locales puedan tener la manos metidas en el asunto y se acude al mejor oficial del servicio policiaco, el detective Charlie Northem, un investigador serio, frío y con un cerebro e instinto calculador y meticuloso Sin embargo, apenas llega al vaticano, Charlie solo debía estar allí para decir que, en efecto, fue un homicidio y cerrar el caso. Lo que deja perplejo al detective, pues los curas y las autoridades civiles del lugar no son muy cooperativos, la misma iglesia esta reacia a que el caso siga abierto y esto solo hace que Charlie escarbe más y más en las razones por las que el cardenal Richelieu fuera asesinado, lo que lo llevara a ganarse enemigos en la iglesia y en la policía misma, en el gobierno y de todos los que sientan que sus intereses peligren, lo que deja claro que el homicidio del cardenal era en realidad, una conspiración. Charlie se ira topando con pruebas de que nada es lo que parece en el asesinato, que lejos de haber sido lo que parece, la iglesia está protegiendo algo o a alguien y que, dentro de la propia institución religiosa, hay sectas y grupos de poder que no permitirán que el “orden” se altere por quienes no siguen las órdenes. El problema para el detective será, que al encontrar la verdad, podría acabar con la Fe de los creyentes alrededor del mundo y con otros intereses.



Critica dura y argumento inspirado en verdades a medias



Escrita por Paul Jenkins y dibujada por Humberto Ramos, ambos colaboradores muy cercanos en Marvel Comics, donde le dieron un aire fresco a Spider-Man a inicios del nuevo milenio. Este dúo creativo se aventuró en, lo que ellos llamaron, un descanso dominical para crear este comic, sabiendo que ni Marvel o DC daría luz verde a un proyecto tan duro en critica directa a una institución como lo es la Iglesia católica, probaron suerte en el terreno independiente, donde al final de cuentas, de todos modos, se toparon con varias paredes. La obra suele citarse como una inspiración al estilo del escritor Dan Brown, celebre creador de la saga del profesor Robert Langdon y sus obras “Ángeles y demonios, el código Da Vinci, Infierno” por el estilo de la trama, así como elementos de la serie policiaca La Ley y el Orden. Ambos autores afirmaron que, si tomaron bases conocidas, pero que hicieron lo posible por acercarse más a la palabra “inspiración” que “plagio”. Jenkins en especial, pues esta era una historieta que deseaba hacer desde sus días en Marvel comics, pero que sería imposible de llevar allí. El numero uno se vendió de forma modesta y segura, pero que tras el efecto “boca a boca” y algunas reseñas de la red, se fue volviendo mucho mas ruidoso en algunos medios, en especial en algunas asociaciones de padres de familias cristianas en los Estados Unidos. Tanto Jenkins como Ramos, defendieron su obra como lectura para personas maduras y no para fanáticos religiosos que pudieran ofenderse, lo que los llevo a una quema de historietas y un ataque físico contra Jenkins en una convención, pero que, a fin de cuentas, no paso a mayores. Resumidas cuentas, es un comic algo controversial, es cierto, pero con una narración y arte perfectamente llevadas como debe de ser un buen comic. Es fácil de conseguir en español, tanto en físico como en línea.


Tags: geek cómics Revelaciones