Compran casa a precio millonario y meses después las termitas la destruyen

No había nada salvable
En 2019 los australianos Shaun y Sarah Sarson compraron una casa situada en la ciudad de Gold Coast por 660 mil dólares australianos, que son alrededor de 10 millones de pesos. Un inspector de construcciones les dijo a que la vivienda no tenía problemas de insectos, sin embargo, tres meses después, Sarah vio termitas en el baño.

"Fue como en una película de horror. Grité muchísimo", cuenta ella, añadiendo que había incluso insectos saliendo de los enchufes de luz.

"Tenemos dos hijos pequeños, de dos y tres años de edad y encontrar eso… No es seguro estar aquí, hay agujeros en las vigas principales", agrega la madre, cita la agencia RT.

Se mudaron de ahí cuando temieron que la casa podría estar en peligro y consultaron con otro inspector de construcciones, Daniel Golin, quien les dijo que: “nunca había visto una casa entera con cada cuarto con defectos estructurales como esta". Su opinión era que la única manera de solucionar el problema, era derruir la casa y construirla de nuevo.

El agente inmobiliario que vendió la vivienda le dijo a los medios locales que según la ley estatal, no está obligado a informar a los compradores sobre los problemas que puedan tener las propiedades.

Los Sarson ahora derribarán la casa y esperan que el seguro alcance para pagar la renta de otra vivienda, mientras reconstruyen ésta.

Tags: casa familia pareja dinero termitas