Indignación por asesinato de Yongki, elefante emblema de Indonesia

Un grave crimen fue cometido en Indonesia por cazadores furtivos, quienes atentaron contra el paquidermo más querido de esa nación.

Yongki se ganó el cariño del pueblo al fungir como mediador en ataques de elefantes a humanos, salvando con esto la vida de varias personas.

Pertenece a una especie en peligro de extinción, tenía 34 años y patrullaba el parque Nacional Bukit Barisan, en la isla de Sumatra, al oeste de Indonesia.

En ese lugar ayudaba en el combate a la caza furtiva y tranquilizaba a elefantes salvajes cuando había amenaza de estampida.

Era un hermoso ejemplar de 3.3 toneladas, sin embargo, el pasado 18 de septiembre fue encontrado sin vida por uno de los cuidadores del parque.

La manera en la que dieron muerte a Yongki causó consternación en todo el país, así como de las asociaciones protectoras de animales y el medio ambiente como el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF por sus siglas en inglés).

El animal fue envenenado, además le cortaron sus colmillos de tres metros con una motosierra, representando un insulto por lo que este espécimen representa para el pueblo.

Cabe destacar que los elefantes de Sumatra se encuentran en peligro de extinción por la adaptación de tierras forestales en plantaciones de madera y aceite de palma, así como la invasión humana que ve en estos animales una amenaza para su existencia.



Estos conflictos son aprovechados por los cazadores furtivos que hacen una gran fortuna con el marfil de los elefantes, de los que se estima quedan menos de dos mil 800 en todo Sumatra.

En redes sociales se exige justicia para Yongki, con mensajes que claman por mayores medidas para proteger a esta especie en peligro de extinción.

En Twitter, miles de usuarios externaron su tristeza por la muerte de este símbolo nacional con el hashtag #RIPYongki, donde lo señalan como un gigante defensor forestal.

Tags: peludos Yongki Elefante Maltrato Animal